Principal > Primer Equipo > El Rayo hunde al Castellón
Fotografía / Rayoherald.com

El Rayo hunde al Castellón


El Rayo Vallecano supo aprovechar el ambiente enrarecido del Castellón para llevarse la primera victoria a domicilio de la temporada. Los goles de Rubén Castro, Piti y Aganzo pusieron de manifiesto las carencias de los «Orelluts». Ulloa maquilló el resultado con el tiempo ya cumplido.

El Rayo salió a por todas

Desde el inició el Rayo salió decidido a aprovechar la división entre afición, directiva y entrenador que vive el Castellón. Los de Mel salieron muy enchufados y tuvieron dos claras oportunidades antes de que se cumpliesen lo 10 minutos. En el minuto 7 Jofre desbordaba por su banda hasta llegar a la línea de fondo y su centro al punto de penalti, después de ser rechazado por la zaga local, cayó en los pies de Movilla. El disparó con la zurda del centrocampista se marchó ligeramente desviado de la escuadra de Carlos Sánchez. Dos minutos fue Míchel el que efectuó una buena diagonal desde la izquierda, disparando raso a la derecha de la meta local.

Los de vallecas siguieron controlando el partido con un gran Movilla en el centro del campo, hasta que una gran jugada de Coke iba a desescadenar el primer gol del partido. En el minuto 23, una buena combinación terminó con el canterano desbordando por la derecha y dando el pase de la muerte a la frontal del área chica. Carlos Sánchez fue incapaz de pararla y ahí estaba Rubén Castro para mandar el balón al fondo de la red.

El Castellón, que presentaba cuatro novedades en el once titular para intentar enderezar su pobre inicio de temporada, intentó contra pronóstico sacar el balón jugado desde atrás durante los primeros minutos. Sin embargo, después del gol del Rayo, el Castellón volvió al sistema de los partidos anteriores, buscando balones arriba al grandullón Ulloa para empezar desde ahí el ataque bajando la pelota y esperando la incorporación de efectivos.

Así llegó la primera ocasión de peligro para el Castellón en el minuto 38 cuando Ulloa consiguió bajar al suelo un balón puesto arriba desde la defensa. El delantero cedió con buen criterio a Jonathan Valle que se incorporaba con peligro al ataque, aunque el remate desde la frontal del área se marchó muy arriba sin entrañar ningún riesgo para la portería de Cobeño, inédito durante la primera parte.

Golazo de Piti nada más iniciar el segundo tiempo

De nuevo el Rayo salió muy enchufado en el segundo tiempo. Cuando mucha gente estaba todavía sentándose en sus asientos tras el descanso, Quero cogió un balón en el centro del campo que cedió a Piti en tres cuartos de cancha. El catalán efectuó una diagonal hasta llegar a la frontal del área donde chutó un zurdazo que se coló a la izquierda de la portería de Carlos Sánchez, haciendo inútil la estirada del meta.

A partir del segundo gol, el técnico del Castellón pasó al ataque quitando al central Bueso e introduciendo a Palanca arriba en el minuto 56. Este cambio propició un paso al frente del Castellón que se materializó en un remate de cabeza de Ulloa en el minuto 58, aunque Cobeño lo detuvo sin problemas. Sin embargo, a punto estuvo de encajar un nuevo tanto el Castellón, ya que poco después el Rayo gozó de un contraataque liderado por Piti que cedió a Rubén Castro para quedarse en un uno a uno con el Carlos Sánchez. El delantero disparó al palo largo, pero una gran intervención del meta local evitó el tercer gol para los vallecanos.

La mala noticia pudo haber llegado cuando un balón dividido en el minuto 70 terminó con una dura patada de Toño a Piti. El escalofrío de los poco más de cuatro mil asistentes al estadio se quedó en un susto ya que por suerte Piti se recuperó y pudo seguir el partido sin mayores problemas.

El Castellón siguió intentándolo hasta el final del partido, pero la propuesta ofensiva era muy pobre y la defensa del Rayo hizo un gran trabajo anulando a Ulloa, el único que podía hacer daño a la zaga rayista. Así las cosas, fue el Rayo el que de nuevo perforó la meta castellonense en el minuto 88 tras una buena combinación del equipo visitante que culminó David Aganzo. Todo el estadio aplaudió este último gol, parte por la estética de la jugada y parte como castigo a un equipo hecho para ascender y que tras cinco partidos apenas cuenta con un punto.

Ya cumplido el tiempo reglamentario, Ulloa (quién si no) encontró el premio a su lucha durante todo el partido. El Castellón lanzó un corner que aprovechó el peligroso delantero para adelantarse a la zaga rayista y rematar de cabeza al fondo de la portería de Cobeño. Ese postrero gol de Ulloa no calmó los ánimos de una afición que se está cansando no sólo de no ganar, sino además de ver que de momento no hay visos de que el juego del equipo vaya a cambiar. El campo pidió al unísono la dimisión de Amaral, y la cabeza del Presidente Osuna.

Castellón: Carlos Sánchez; Pedro, Baigorri, Xisco Campos, Pol (Palanca, min. 55); Mantecón, Omar; Rafita (Uranga, min.63), Toño, Jonathan Valle (Guzmán, min. 87) y Ulloa.

Rayo Vallecano: Cobeño; Coke, Albácar, Pelegrín, Serrano; Michel (Ángel, min. 62), Movilla; Quero, Jofre (Pachón, min. 73), Piti y Rubén Castro (Aganzo, min. 62).

Goles: 0-1, min.23: Rubén Castro. 0-2, min.47: Piti. 0-3, min.88: Aganzo. 1-3, min.90: Ulloa.

<