Principal > General > El Rayo dejó olvidada su racha de empates

El Rayo dejó olvidada su racha de empates

Refrito de elgoldemadriz.com

Sanse y Rayo necesitaban, en el partido de hoy, reivindicar las buenas posiciones que un día ocuparon en la tabla. Los de casa llevan varios partidos sin encontrar su mejor juego, y los de Michel, contaban los tres últimos partidos por empates. Pero solo los rayistas supieron sacar jugo del encuentro.

Ya lo había comentado el técnico visitante a lo largo de la semana «jugar en Matapiñoneras será como jugar en casa». Y a fe que fue tal como lo presagió el ex jugador del Real Madrid. Desde el primer minuto el Rayo se hizo dueño y señor del encuentro con constantes intentos de batir la portería de Gonzalo. A los de Oscar Garro solo les restaba intentar plantar a cara a los vallecanos con contragolpes, que raramente encontraron portería.

Rubio, Armentano y Chupe pudieron adelantar con sus ocasiones a los franjirojos durante la primera parte, pero el meta asturiano del Sanse volvió a ser primordial para su equipo demostrando que la veteranía es un grado, sobre todo en estas competiciones donde hay tanta diferencia entre los equipos que las forman.

Pese a todo el conjunto del norte de la comunidad aguantó como pudo la primera parte, inquietando, aunque fuera a balón parado y de vez en cuando, los dominios de Alberto.

En la segunda mitad llegó la revolución. En el minuto 65, el colegiado decreta penalti por manos de Roberto Jiménez que, además, ve la tarjeta roja. Una decisión muy rigurosa cuando en a penas en 1 metro cuadrado había un sin fin de jugadores. La pena máxima fue lanzada por Zarandona a la izquierda de Gonzalo, logrando el primero de la mañana el Rayo. Tan solo 5 minutos más tarde Palacios, solo, supera de nuevo al cancerbero local con un disparo desde la izquierda.

El Sanse despertó entonces, y a la desesperada buscó la igualada. En el minuto 20 el colegiado señala de nuevo los 11 metros, pero en esta ocasión en el área rayista por falta sobre Prieto, el propio jugador se encarga de lanzar el penalti que pone el 1-2 en el marcador. Iván, Manu y Espino pudieron haber obrado el milagro pero sus intentos fueron desbaratados por Alberto.

En el tiempo de descuento y con Gonzalo intentando rematar un corner, llegó el tercer y definitivo gol para los de Vallecas. Palacios, sin oposición, llegó hasta la portería sansera y logró el segundo en su cuenta particular.

Con esta victoria el Rayo seguirá ocupando los puestos de privilegio, mientras los del Sanse, coquetean peligrosamente con los puestos de descenso.

<