Principal > Opinión > El Equipo A

El Equipo A


“En 1972, cuatro de los mejores hombres del ejército americano que formaban un comando, fueron encarcelados por un delito que no habían cometido, no tardaron en fugarse de la prisión en la que se encontraban recluidos. Hoy, buscados todavía por el gobierno sobreviven como soldados de fortuna. Si tiene usted algún problema y se los encuentra quizás pueda contratarlos…”. Ellos eran Hannibal Smith, Murdock, Templeton Peck y M.A. Baracus, ellos eran “El Equipo A”.

En 2014 y al más puro estilo de la serie de los 80, capitaneados por el Sargento Jémez, veinticinco futbolistas fueron sentenciados en febrero por un delito que “aún” no habían cometido: bajar al Rayo a 2ª División. No tardaron en “fugarse” de un estilo de juego en el que también se encontraban “recluidos” y aún hoy “sobreviven” como héroes del milagro número 90 del club de la Avda de la Albufera. Si usted tiene algún problema y se los encuentra el 30 de junio quizás pueda contratarlos…

Responden a los siguientes nombres: Rubén, Nacho, Arbilla, Ze Castro, Gálvez, Trashorras, Saúl, Rochina, Falque, Bueno y Larrivey…a ellos se les unen los Rat, Tito, Baena, un “Equipo B” formado por Cobeño, Borja López, Mojica, Lass, Adrián, Longo, Seba, Jose Carlos, Viera y los desaparecidos Cueva, Perea, Galeano y Nery Castillo. Todos ellos son responsables de coger a un equipo desahuciado con 16 puntos al acabar la primera vuelta y ponerlo en el mes de mayo con números de Champion League, en la 9ª plaza y soñando con hacer 52 puntos el 18 de mayo.

El viernes un Athletic 4º vendrá a clasificarse matemáticamente y enfrente se encontrará al Rayo de siempre, al que bailó en la segunda parte a un Granada y que está elevando a los altares a un delantero como Larrivey ya con 12 goles, un Saúl solemne y unos laterales que no eran la dupla Rat-Tito pero que se han transformado en la mejor sorpresa del último mes. A ellos se les une dos extremos que serán recordados por el rayismo durante muchos años: Falque-Rochina y un central magnífico como Ze Castro, que algunos ya comparan con el Jémez de su primera época en Vallekas o el Horacio Ameli que maravilló en su momento.

Por encima de ellos siempre presente quedará, y no me canso de repetirlo lunes tras lunes, una afición fiel a la franja que espera ansiosa una campaña de fidelización para los abonados de toda la vida, los que nunca han fallado y que han “soportado” subidas y más subidas de precio porque fueron catalogados de “rayistas de 1ª o de 2ª clase”, ellos, los que siempre han estado ahí…porque ellos son también “El Equipo A”.

<