Principal > Primer Equipo > Jonathan Viera: «Es un gesto feo, pido disculpas por ello»
Héctor Sánchez / Rayoherald.com

Jonathan Viera: «Es un gesto feo, pido disculpas por ello»

Al igual que el resto de sus compañeros, Jonathan Viera se marchó del Estadio de Vallecas decepcionado por la goleada encajada ante el Villarreal. Al término del choque, el jugador cedido por el Valencia al Rayo Vallecano repasó con nosotros las claves de la derrota, al tiempo que pidió disculpas a los aficionados por la disputa con Nery Castillo a la hora de lanzar el penalti en el tiempo de descuento.

Los goles encajados, una condena

«Ha sido muy difícil, el equipo hace muchas cosas bien pero estamos en una dinámica que con tres llegadas nos hacen cuatro goles. Tenemos que cortar eso para empezar a crecer», aseguraba el jugador canario en la zona mixta de Vallecas. «Es verdad que además no estamos acercando en la portería contraria y eso nos está condenando», añadía.

Respecto a los problemas en la clasificación, situados en puestos de descenso, Viera admitía la necesidad de empezar a sumar desde ya mismo para no caer en un pozo sin fondo: «Sabemos que tenemos 13 puntos. Es verdad que otros equipos no están sumando puntos, pero o empezamos a ganar ya o las cosas se van a poner muy difíciles».

Disculpas por la discusión con Nery Castillo

Además, el atacante del Rayo Vallecano mostraba su compromiso total, con el resto del grupo, para dar la vuelta a la situación: «Sabía a lo que venía. Podíamos estar en una posición mejor o en esta. ¿Distinto por ser cedido? Soy uno más del equipo y todos queremos salir de estas posiciones. Yo soy uno más de la plantilla y así lo voy a intentar».

Para terminar, Viera pedía disculpas a los aficionados por el incidente con Nery Castillo para lanzar el penalti perdiendo por 1-5 y ya en el tiempo de descuento: «Me equivoco yo y hay que pedir perdón. Es cierto que llevaba tres penaltis seguidos marcando y es bueno tener confianza, pero me he equivocado. ¿Consignas de Paco? Nunca ha dicho quien los tiraba y yo tenía la confianza de los tres últimos, pero es un gesto feo. Reconozco mi error, la gente no se lo merece y pido disculpas», concluía.

<