Principal > General > La nota positiva

La nota positiva

Es cierto que el Rayo Vallecano no está teniendo el mismo rendimiento fuera de casa que en el Teresa Rivero. Para eso están los números y son bastante claros si se quieren mirar en detalle. Eso es una cosa y decir que al Celta sólo le falto la puntería para ganar y que el Rayo hizo un planteamiento ultradefensivo en Balaídos es otra completamente distinta.

Una ocasion y media

Una ocasión y media es todo lo que generó el Celta de Vigo en noventa minutos de juego. Una falta al borde del área que Danilo estrelló en la barrera, la conocida oportunidad del propio Danilo a puerta vacía y un remate de córner que Cobeño detuvo sin despeinarse resumen el «apabullante» dominio local.

No estuvo acertado el Rayo, especialmente en la segunda mitad en la que el 4-1-4-1 no funcionó y el equipo estuvo perdido buscando sombras por el campo, pero esas sombras tampoco eran muy habilidosas que se diga.

En la parte positiva, la pareja formada por Salva y Amaya estuvo casi perfecta en el centro de la defensa, rápidos en el corte y seguros en el juego aéreo. Coke estuvo serio en el lateral derecho y Míchel volvió a ejercer de capitán, remangándose en plena tempestad sin escatimar una carrera.

Quizás lleve razón Pepe Murcia cuando dice que a su equipo sólo le faltó el gol, pero para mi le faltaron otras muchas cosas. Para Michu el Rayo fue descaradamente a buscar un punto, pero para mi un equipo que se encierra disfruta con ello, se organiza bien y sale a la contra cuando puede. El Rayo no supo hacerse con el balón, sufrió desorientado por ello y mereció como mucho un punto, pero no porque se encerrase sino porque no supo o no pudo leer mejor el partido.

Supongo que es cuestión de enfoques, pero esta vez me apetecía buscar la parte positiva, quizás porque Mel reconoció lo sucedido en rueda de prensa: «Este no es el Rayo que quiero», dijo admitiendo sinceramente que las cosas no habían salido como esperaban.

<