Principal > Femenino > Derbi sin goles en la Ciudad Deportiva
Fotografía / Rayoherald.com
Fotografía / Rayoherald.com

Derbi sin goles en la Ciudad Deportiva


Cero a cero, empate y otra cosa entre Rayo Femenino y Atlético Féminas. En una fría mañana de fútbol y ante la presencia de un público más nutrido de lo habitual -a los numerosos aficionados locales se sumó un grupo de desplazados colchoneros- las chicas de Laura Torvisco y Jesús Núñez protagonizaron un encuentro que fue de más a menos a partir de la media hora de juego en un derbi demasiado tranquilo.

Con una parte para cada bando, las más claras llegaron en la segunda: un gol anulado por manos a Pilar y una contra que no supo definir Saray. El Atleti, estrena casillero lejos del Cerro del Espino.

Demasiado respeto

La entrada de Vane en el lateral izquierdo en detrimento de Joyce, así como la lesión de Serrano tras 27 minutos por problemas en el nervio ciático, marcaron el devenir del clásico madrileño. Tras unos prrimeros compases donde el Rayo llevó el partido a su antojo, la posesión se equilibró, la verticalidad se perdió y el miedo mutuo entre ambos conjuntos llevó el último cuarto de hora a un centrocampismo insufrible.

En las ocasiones, Nagore y Carreño llevaron el peligro a la portería rival. La primera tras una jugada bien trenzada que por poco no entró en las mallas defendidas por Ali. La segunda, cuajando su mejor partido como franjirroja y ante sus ‘ex’, desde más de 20 metros y a balón parado, provocando la atajada de la internacional Lola Gallardo.

Ya en el segundo acto, las tornas cambiaron y las colchoneras se pusieron al frente del control de las operaciones. Amanda y Meseguer aparecían con peligro ante la pasividad de una Ana Borges que no recuerda a la peligrosa extremo del Prainsa Zaragoza. No obstante, fue entonces cuando llegaron las más claras para el Rayo mientras el Atleti vivía de jugadas ensayadas. Primero un gol anulado a Pili tras una serie de rechaces en el área por manos y después Saray tras una contra, que la cruzó en exceso al palo corto de la guardameta rojiblanca.

El arbitraje

Minuto 85 de la segunda mitad. Ante el shock generalizado, el trencilla decide poner punto y final al derbi. Nagore Calderón y Sonia Burgos llegan hasta su posición y le interrogan, sin encontrar respuesta. Ambos equipos buscaban los tres puntos y se oteaban en el horizonte unos instantes finales de máxima tensión. Pero no hubo lugar para ello.

Tras el encuentro, las propias protagonistas confirmaban que el arbitraje -calificado como extraño- se había complicado desde la salida de vestuarios. En palabras de Claudia Zornoza: “No sé si es que no tenía ganas, pero esto son los arbitrajes que tenemos en el fútbol femenino. Así vamos”. Feo final para un derbi descafeinado.

Rayo Femenino: Ali, Carreño, Ale, Costa, Vane, Burgos, Pili, Sole, Saray, Priscila, Mascaró (P.Lázaro’79).

Atlético Féminas: Lola, Pisco, Carro, Noelia, Serrano (Moya’17), Nagore, Meseguer, Borges, Claudia (Troyano’84), Amanda, Jade (Esther’80).

Árbitro: Arias Fernández, Enrique (colegio madrileño). Sin amonestaciones.

Incidencias: Al inicio del encuentro, las jugadoras del Atlético de Madrid portaron camisetas en recuerdo de la tristemente fallecida María de Villota. De la misma manera, se guardó un respetuoso minuto de silencio en su honor antes del pitido inicial.

2 comments
hshshs
hshshs

Ese árbitro fuera ya, menudo sinvergüenza

PuenteVk
PuenteVk

Vamos chicas, sois las mejores. Lo del arbitro ha sido subrealista.

<