Principal > Opinión > Cuando no es uno es otro
Fotografía / Rayoherald.com
Fotografía / Rayoherald.com

Cuando no es uno es otro

Vaya semanas que llevamos de frases y las que nos esperan. A todo esto el equipo de Jémez por fin ha tocado los extremos: en junio la mejor clasificación de la historia rayista y en septiembre colistas. Peor no podemos estar. Me vienen a la cabeza las que se hicieron famosas cuando todo iba miel sobre hojuelas. Me encantó la de “somos tontos, pero no gilipollas” y nadie olvidará las de este año con la de “somos los más mierdas” y la del Pizjuán que encabeza mi columna semanal.

Para los más depresivos aún queda la visita a Mestalla con el recuerdo del gran Chori Domínguez en la retina. No hay rival con peor situación de rebelión a bordo que los de Djukic. Bueno sí, el Sevilla de Emery hasta que el Rayo actuó de bálsamo. Para los optimistas, que los hay y somos muchos, acaba el Tourmalet ya en septiembre y ya estamos abajo los que realmente tenemos que estar: Valladolid, Getafe, Almería, Osasuna y Elche. Eso sí, tras habernos pasado por encima Atleti, Barca, Valencia y hasta el “champion” Real Sociedad.

Ayer no hizo ni falta tirar del “deja jugar” de Mateu, porque en la jugada del penalti de Arbilla, Coke no celebra que lo piten sino que salga con vida de esa llave de judo. Por lo demás, lo de siempre. Tiros al pie de Gálvez y Viera, desacierto de Adrián, sin 9 de referencia y otros 4 goles que se unen a los 16 ya recibidos y que adornan el casillero del debe.

Me dejo para el final lo positivo: seguimos jugando en Primera División hasta junio y cuidado, que no nos maten antes de tiempo, que en este equipo hay jugones de categoría. No sé por qué me da que las semanas van a traer novedades en forma de tirón de orejas para más de 2 y de 3. ¿Algo más? Sí, Mojica se atreve, vuelve el mejor Lass y sólo me queda recuperar a los Bueno y Saúl en sus posiciones reales y no de apaños para tapar agujeros por baja forma.

PD: De los Cueva, Castillo, Ze Castro y demás me guardo una columna especial para el día que aparezcan por Vallecas. De momento, nada de nada.

<