Principal > General > Pepe Mel: «Sufrimos demasiado»

Pepe Mel: «Sufrimos demasiado»

Satisfacción en el seno del Rayo Vallecano por la clasificación obtenida frente al Benidorm. Pepe Mel valoraba el esfuerzo de los suyos aunque reconocía que sólo jugaron bien durante los primeros veinte minutos. El técnico insistió en la necesidad de «volver a ser nosotros mismos» para superar al Zamora en la ronda final por el ascenso.

Comienzo del partido
«Creo que todo iba bien hasta que ha pasado lo de la portería. Estábamos siendo mejores y teníamos las ocasiones y el gol, pero a partir de ahí nos hemos ido. Hemos perdido el ritmo y nos ha costado muchísimo engancharnos otra vez y hemos sufrido demasiado».

Mucha tensión
«Nos pesa mucho la responsabilidad de saber que hay que sacar a este equipo de esta categoría, hoy hemos sacado el partido por corazón más que por otras cosas. Dentro de la alegría por haberlo conseguido intentaremos que la siguiente eliminatoria sea distinta».

Jugada polémica
«Me hace gracia que el otro día nadie me preguntó por el penalti en Benidorm. Fue muy claro, penalti y expulsión y antes del descanso, así que no me preguntéis por el penalti de hoy. Mi opinión, sea o no sea, penalti como una casa, para una vez que nos pitan uno. A lo mejor si nos pitan el del otro día hoy no habríamos sufrido tanto».

¿Fue muy superior el Rayo en la eliminatoria?
«No, por todas esas cosas que he comentado. Aquí parecía que nos había tocado un equipo de chiringuito playero y había poco respeto. Un equipo que llega al play-off es porque es bueno, y el Benidorm estaba confeccionado para jugar esta ronda».

¿Se recurrirá la tarjeta a Yuma?
«Sí, se recurrirá. La tarjeta es de risa, pero Yuma es un jugador que tiene que aprender de esos errores para crecer como futbolista. Le advertí que el árbitro había pitado un penalti, expulsado a un jugador y a dos del banquillo, la próxima iba a ir para el otro lado. Dentro de todo esto creo que el chaval no ha hecho nada así que recurriremos e intentaremos que pueda jugar».

Ahora el Zamora
«Ahora me voy a mi casa a ver el partido con tranquilidad porque abajo se sufre demasiado. Mañana empezaremos a pensar en el Zamora, fíjate que leí algunas cosas en Linares donde ya pensaban en una final con el Rayo, eso es muy peligroso».

Igual de complicado
«La gente no tiene que conocer a equipos de otros grupos como el Benidorm, pero yo soy profesional y tengo que conocer a todos los equipos que pueda. Han hecho una segunda vuelta muy buena y sabía que no iba a ser sencillo, y el Zamora va a ser tres cuartos de la mismo. A dos partidos puede pasar cualquier cosa y están muy cerca del ascenso».

Se nota demasiado la presión por ascender
«Hemos sido los mejores en liga, con 70 puntos en un grupo con equipos muy buenos, pero este equipo hizo lo mismo el año pasado y al final no subió por un gol. Este año somos muchos los mismos y eso lo tenemos en la cabeza, la sombra de Eibar es muy larga. Al primer traspiés entran los nervios y las dudas, pero la única forma en la que podemos subir es siendo nosotros mismos. Con el Benidorm casi no hemos sido nosotros mismos, creo que por la presión de que hay que ascender sí o sí».

Más cerca del objetivo
«El que está en este club tiene que vivir con eso, este club es muy grande y hay que sacarlo a flote como sea. Ahora lo único que importa es que hemos pasado, son muchos entrenamientos y muchas horas con un objetivo. A partir de mañana mono de trabajo para volver a jugar al fútbol como hemos hecho durante muchos partidos».

La afición
«Es de diez aunque siempre digo que a mi me impresiona más lo de fuera. El otro día fueron casi tres mil y en Zamora ya verás la que se va a montar, eso tiene mucho mérito porque muchas de esas personas el lunes a las siete de la mañana trabajan, para eso no hay palabras».

Recuperar el estilo de juego
«Si quieren ser protagonistas en el fútbol tienen que saber soportar la presión. Estar en el Rayo supone la obligación de ascender, así que ahora tranquilidad y a jugar al fútbol para ser mejores que el Zamora. Lo que quiero es que seamos nosotros mismos, hoy tenemos sangre y todo lo que quieras, pero durante mucho tiempo no hemos bajado el balón. No hemos sido campeones por salir del campo con heridas, lo hemos sido por jugar al fútbol muy bien y eso tenemos que intentar».

<