Principal > Perfiles > Mendilibar, ¿quién dijo que entrenar fuese fácil?
Fotografía / Rayoherald.com
Fotografía / Rayoherald.com

Mendilibar, ¿quién dijo que entrenar fuese fácil?

18 años como entrenador dan para vivir experiencias de todos los colores y José Luis Mendilibar -14 de marzo de 1961, Vizcaya- es un ejemplo de ello. Inmediatamente después de colgar las botas en 1994, se enfundó el traje de míster y se puso a dar órdenes a los que hasta hace poco eran compañeros de profesión. Desde entonces, su trayectoria ha sido una montaña rusa de pendientes pronunciadas.

Sentando los cimientos

Como futbolista, Mendilibar nunca llegó a tener un protagonismo destacado. Fue canterano del Athletic y, salvo un breve período en el Logroñés, desarrolló toda su carrera en Vizcaya siendo jugador también del Sestao y el Lemona. Quizá el hecho de no conseguir disputar un partido en primera división hizo que la carrera del vasco dentro de los terrenos de juego pasase inadvertida para muchos.

Dispuesto a conseguir lo que no logró alcanzar como jugador, se dedicó a entrenar profesionalmente nada más terminar su carrera. El modesto Arratia fue la lanzadera que le dio la oportunidad de permanecer ligado los siguientes años al Athletic de Bilbao. Lo hizo primero con los cadetes y después con el Baskonia en 1997, mismo año en el que este equipo pasó a convertirse en el segundo filial del Athletic tras llegar ambos a un acuerdo.

En 2002, un puñado de kilómetros le llevaron a vivir dos años en las `islas afortunadas´ para hacerse cargo del Lanzarote y, aunque el clima invitase a ello, Mendilibar no se tomó un solo día de relax y llevó al club a la fase de ascenso a segunda los dos años que estuvo. Finalmente la llegada a la división superior nunca se consumó.

A primera con el pie izquierdo

El Athletic siempre le tuvo en mente, algo que se demostró al darle la oportunidad de entrenar al primer equipo tras un buen año con el Eibar. Fue una aventura con escaso recorrido, ya que salió por la puerta de atrás en la décima jornada, pero el Valladolid estuvo ahí para echarle el guante y devolverle a primera.

Mendilibar nunca lo tuvo fácil en el máximo nivel, como quedó demostrado en las temporadas que entrenó al equipo pucelano y la actual con Osasuna. Salvo en contadas ocasiones, siempre ha vivido en el filo de la navaja, pero al final ha logrado sacar adelante el curso.

A su enfrentamiento con el Rayo llega muy discutido, pero con claros síntomas de mejoría en el juego de sus pupilos, algo que debe poner sobre aviso a los de Paco Jémez para encarar el encuentro con la máxima concentración.

Conoce a los rivales del Rayo Vallecano

3 comments
Salchipapa
Salchipapa

Viva el rayito manque pierda. Viva el Rey. Viva la tradición española. Jémez, Miñambres y Tebas, nuestro tricornio deportivo.

Jorge Rivero
Jorge Rivero

Mendilibar ó Jémez....guatemala ó guatepeor...

javi
javi

VAmos rayo!! SI SE PUEDE

Trackbacks

  1. […] the league with news that Nacho and Mudo Vázquez are set to start against Osasuna this weekend. At Osasuna, Mendilibar does a Coldplay impression, saying nobody said it would be […]

<