Principal > Primer Equipo > Sin piedad para el Rayo
Fotografía / Rayoherald.com

Sin piedad para el Rayo


No hubo piedad para el Rayo Vallecano en la visita del FC Barcelona al feudo franjirrojo. Los de azulgrana vapulearon al conjunto de Paco Jémez, al que endosaron un rotundo 0-5 a pesar de la buena primera parte de los rayistas. Paco Jémez tuvo que ver parte del encuentro lejos de su banquillo por protestar la actuación de Pérez Lasa.

Aguante en los primeros cuarenta y cinco minutos

El desequilibrio en la Liga española va camino de ser histórico. La visita del Barça al barrio madrileño se encargó de demostrar en qué consiste aquello de los ricos y los pobres aunque de por medio haya un balón. Al innegable talento y acierto barcelonista hubo que unir la escasez del mismo en el bando franjirrojo y una desesperante sobreprotección arbitral a los poderosos para que los de Jémez acabasen castigados hasta el extremo en el marcador.

De nada sirvió una primera parte en la que al menos se plantó cara. Veinte minutos duró el incordio vallecano a los de Tito Vilanova, con un posible penalti de Cesc a Léo Baptistao ignorado por el colegiado. El técnico franjirrojo fue consecuente con su anunciada intención de salir a por el líder de la Liga con cuatro en defensa y un medio del campo con Javi Fuego como único hombre de corte defensivo. Mas de poco sirvió que los jugadores rayistas más ofensivos saliesen de inicio frente a los azulgrana, ya que hubo que esperar casi hasta el descanso para ver un tiro de Delibasic a la portería de Valdés.

El mínimo desajuste en la defensa local fue aprovechado a la perfección por Villa, quien fusiló a Rubén en la primera oportunidad de los barcelonistas fruto de un pase brillante de Cesc. Fue el único tanto en los primeros 45 minutos y todo apuntaba a que en los segundos el Rayo podría complicar la vida a los visitantes.

Castigo en la segunda parte

Nada más lejos de la realidad. Messi se encargó de recordar a los vallecanos quiénes son unos y quiénes otros cuando apenas habían pasado 2 minutos de la segunda parte. El argentino se vino arriba con el gol y asistido por los Cesc, Xavi y Pedro arrolló al equipo local. Mientras tanto, un desquiciante Pérez Lasa se encargó de minar la moral de un Rayo impotente pero excesivamente castigado por faltas continuas de dudosa existencia. Un rasero desequilibrado pero que no sirvió ni como excusa ni como forma de ocultar los errores rayistas.

José Carlos volvió a ser de lo poco destacable en la parcela ofensiva franjirroja. La actuación del andaluz contrastó con la de algunos compañeros como Piti o Delibasic, que en ningún momento entraron en el partido más allá de haber sido alineados. Tampoco se vio mucho de los hombres de refresco, aunque para la anécdota quedó el debut del ‘Mudo’ Vázquez con la franja.

El último tercio de la segunda mitad supuso el hundimiento total del Rayo, ya con una defensa de tres que hacía aguas en cada ataque blaugrana. Jémez fue expulsado por sus protestas a falta de 15 minutos para el final. A partir de entonces Xavi, Cesc y Messi se encargaron de golear la meta de Rubén. Los límites del cuadro local quedaron en evidencia de forma flagrante, sin destello alguno de creatividad que pudiese asustar al gigante catalán.

No es la Liga del Rayo, cierto es, pero empieza a alarmar el bajo nivel de aptitud de este equipo. Una incapacidad castigada sin piedad y que tendrá otro difícil reto en una semana en la visita a uno de los nuevos poderosos como el Málaga mientras el optimismo empieza a cerrar sus ojos al ver a este Rayo Vallecano.

Rayo Vallecano: Rubén, Tito, Rodri, Jordi Amat, Casado (Nicki Bille, min.67), Javi Fuego, »Chori» Domínguez, José Carlos, Leo (Vázquez, min.75), Piti (Lass, min.58), y Delibasic.

FC Barcelona: Valdés, Montoya, Busquets, Adriano, Jordi Alba (Bartra, min.82), Song, Xavi (Dos Santos, min.85), Cesc, Messi, Villa (Alexis, min.62) y Pedro.

Goles: 0-1, min.20: Villa. 0-2, min.47: Messi. 0-3, min.78: Xavi. 0-4, min.80: Cesc. 0-5, min.88: Messi.

<