Principal > Cantera > El Matagigantes de Segunda B
Fotografía / Rayoherald.com

El Matagigantes de Segunda B


Un madrugador testarazo de Rober puso en ventaja al Rayo B en un partido en el que el filial se mostró superior en todo momento al cuadro carbayón. Los franjirrojos gozaron de varias ocasiones para incrementar la diferencia de goles en una segunda parte en la que el Oviedo buscó el tanto del empate con un hombre menos por la expulsión de Owona.

El Estadio de Vallecas volvió a sonreír al disfrutar de un nuevo triunfo de la franja roja. Sin embargo, en esta ocasión, los protagonistas de esta victoria iban a ser los más jóvenes. Para algunos era la primera vez que pisaban el césped del Estadio; a otros ya les empieza a ser familiar, y a alguno que otro hasta le empieza a parecer normal.

Matagigantes de bronce

Desde el minuto uno de partido, los de Jimeno se fueron haciendo importantes y según avanzaba la fría mañana en Vallecas, consiguieron amedrentar un Oviedo fallón que tras Castilla, Lugo y Albacete, se iba a convertir en la próximo candidato al ascenso en caer las redes del Matagigantes de la categoría.

El partido no pudo comenzar mejor para los intereses rayistas. Fue en los primeros cinco minutos de partido, cuando Diego Benito enviaba una falta teledirigida a la cabeza de Rober que, superando por alto a la zaga ovetense, ponía en ventaja al conjunto vallecano. Más acomodado y mejor ordenado defensivamente que el Oviedo, el Rayo se encargó de anular los intentos de Manu Bustos sobre la meta franjirroja.

Por el filial, Diego y Jorge se encargaban de generar y distribuir el esférico hacia las bandas donde Perea se alternaba con un Léo que se estrenaba como titular en el equipo. Sin ninguna ocasión clara y con un gran ambiente en las gradas se llegó al descanso.

Intercambio de golpes

El Oviedo disfrutó de sus mejores momentos tras la reanudación, llegando con más claridad a campo franjirrojo pero sin dejar demasiada carga de trabajo sobre un seguro Isma. Pacheta movía ficha desde el banquillo visitante intentando buscar con más incisión el gol empate, pero la expulsión de Owona por doble amarilla trastocó los planes del técnico carbayón, que veía como el Rayo volvía a hacer sufrir al Oviedo con la rapidez por banda de Rayco y Perea.

Momentos dulces los que empezaría a vivir el filial con el mejor Diego Benito llevando la batuta del juego rayista. Mata, Léo y Rayco pudieron aumentar las diferencias, pero el meta, Lledó, impidió que el balón volviese a cruzar la línea de gol. Las cruciales intervenciones del arquero asturiano permitieron no decaer la moral en el Oviedo, que tuvo en las botas de Juampa la oportunidad de empatar, pero su disparo se desvió en exceso del arco franjirrojo, acabando definitivamente con las esperanzas asturianas.

El filial demostró haber aprendido de los errores que le costaron los dos últimos empates frente al Lugo y Atlético B, consiguiendo llegar al final del partido con la portería a cero y con tres importantes puntos en el bolsillo que le permiten acabar el año rozando los puestos de playoff, donde precisamente cerrará el año el Real Oviedo.

Rayo Vallecano B: Isma; Owusu (Aitor 89’), Alcañíz, Guadaño, Rober; Diego Benito, Jorge Sáez, Perea, Rayco, Léo (Dani 87’), Mata

Real Oviedo: Lledó; Juanma, Pelayo (Abasolo 72’), Aitor, Rubito, Owona, César Negredo, Nano, Álex Blanco (Pascual 59’), Álvaro, Manu Bustos (Juampa 61’)

Goles: 1-0, min 6, Rober de cabeza.

Árbitro: Gordillo Aguilar (Comité Balear). Expulsó por doble amarilla a Owona en el Oviedo (27’, 60’). En el Rayo B amonestó a Alcañiz, Léo, Mata, Owusu y Perea. En el Real Oviedo amonestó a Pelayo, Rubito, Juampa y Nano.

Incidencias: Partido disputado en el Estadio de Vallecas ante 1.000 espectadores aprox. Un centenar de ellos carbayones.

<