Principal > General > Triunfo para entrar en play-off

Triunfo para entrar en play-off

Refrito de www.rayovallecano.es

Cuando a uno le despiertan los gritos de los jugadores del Rayo en el hotel de concentración, sabe que es el día en el que se va a volver a ganar. Y se ganó. Desde el día antes, hasta después del partido. Gran triunfo del Rayo Vallecano en Jandía en y ante un equipo al que nunca se había vencido hasta la fecha. Triunfo de los de Pepe Mel en un partido muy completo, en el que se salió a por la victoria desde el pitido inicial.

Arrancó el partido con la duda resuelta de la participación o no de Collantes. El extremo jugó pese al dolor y a no haber podido participar en un solo entreno durante la semana. Fue uno de los mejores.

Desde el inicio el Rayo salió mandando. Con un césped mucho mejor que el de la visita anterior y con un invitado menos -el viento- se podía intentar jugar al fútbol. Y desde el inicio esa fue la consigna. Ni un solo balonazo y con un juego fluido para llegar desde fuera. Fruto del dominio visitante llegó la más clara en el minuto veintitrés. Un saque de esquina sacado por Albiol tuvo remate final en el segundo palo de Míchel que de cabeza logró hacer volar a Alberto. Dentro o fuera, el meta local salvó el primero cuando casi se cantaba desde la grada.

El gol era cuestión de tiempo y este se produjo ya casi en el descanso. De una jugada nacida en el medio, llegó una triangulación para que Albiol controlara. El valenciano se la llevó con la espuela y buscó desde fuera el latigazo con la zurda. Fuerte y raso. Cero a uno.

Tras la reanudación más de lo mismo. El Rayo salió enchufado y en los instantes iniciales Míchel colaba un balón entre los centrales y dejaba sólo a Diego Torres. El delantero cruzaba de toque sutil y marraba por centímetros ante la salida a la desesperada de Alberto (el canario). La sentencia era sólo cuestión de tiempo y el Playas se percató. Adrián la tuvo en la más clara ya en el cincuenta y cuatro con una vaselina que se marchó alta por un palmo.

El equipo de Aguirre metió a Toño quien con su altura puso en dificultades a Máinz y a Amaya, quienes lograron con trabajo y entendimiento abortar los balones mandados hacia el dieciséis. Con el partido yendo y viniendo llegó la sentencia. En el día de su cumpleaños, Yuma cogía un balón cedido de forma magistral por Miguel Albiol y de primeras se lo cruzaba al meta local. Inapelable y pegado a la escuadra. Golazo que cerraba el partido y hacía justicia con un gran jugador que poco a poco se ha hecho con un gran hueco.

De ahí al final un par de contras de Mauri, que entró de refresco y un par de buenas paradas de Alberto, el del Rayo, para dejar a cero la meta rayista. En definitiva gran triunfo y cumpleaños feliz hoy para Yuma, y para Baquero que cumplía el lunes…con tarta incluida.

<