Principal > Primer Equipo > Amaya formó de inicio en el centro de la defensa
Fotografía / Rayoherald.com

Amaya formó de inicio en el centro de la defensa

Amaya está donde quería estar y ayer «debutó» con el Rayo Vallecano en su regreso a la disciplina franjirroja. El central formó de inicio haciendo pareja con Arribas en un partido muy cómodo ante el Real Ávila en el que prácticamente no tuvo que intervenir.

El jugador madrileño del Rayo Vallecano se incorporó varias veces al ataque y estuvo cerca de marcar en una ocasión clarísima de cabeza desde dentro del área pequeña. Además, en un saque de esquina Amaya golpeó con su cabeza a un rival que tuvo que marcharse a la banda para ser atentido con una importante brecha.

Descanso mediada la segunda parte

Borja Gómez fue el nuevo acompañante de Amaya en los primeros compases de la segunda parte, aunque de nuevo ninguno de los dos tuvo mucho trabajo ante un Real Ávila que casi no llegó en todo el partido hasta el área rival.

Con todos los cambios ya realizados, el colegiado impidió la entrada de jugadores que ya habían participado en la primera mitad y habían sido sustituidos. A pesar de que el técnico no local no ponía ningún impedimiento para que los cambios se llevaran a cabo, el árbitro quiso evitar esa circunstancia, aunque no lo consiguió del todo.

Casado y Javi Fuego, que habían jugado en la primera parte con otros dorsales, se vistieron con el 21 y el 22. En el caso del lateral se dio el pego y entró al campo en lugar de Piti, mientras que Javi Fuego no corrió la misma suerte y no pudo saltar de nuevo al campo.

Así las cosas, Sandoval quiso evitar una posible lesión de Amaya y le mandó al vestuario mediada la segunda parte, dejando al equipo con diez jugadores en la recta final del partido. Cuadrado, Pelegrín, Quero y otro buen número de jugadores tocados, apartados o recién llegados quedaban mientras en la grada del viejo y desgastado Municipal Adolfo Suárez de Ávila.

<