Principal > Opinión > Coke tira del carro y salva al Rayo Vallecano
Fotografía / Rayoherald.com

Coke tira del carro y salva al Rayo Vallecano

Coke volvió a tirar del carro del Rayo Vallecano el pasado domingo en el Teresa Rivero. El gol del canterano prácticamente asegura la permanencia en Segunda del conjunto franjirrojo, que de haber empatado contra el Córdoba se habría metido en un lío de los buenos en las dos últimas semanas del campeonato.

El permanente crecimiento del canterano es una de las pocas noticias positivas que deja una temporada para el olvido en Vallecas. Con el brazalete de capitán ahora en su brazo, quedan lejos esos comienzos como centrocampista organizador en las categorías inferiores. Los que le vieron jugar en esa posición siempre afirmarán que era todavía mejor en esa demarcación, pero Coke ya se ha afianzado como lateral. Curiosamente, la lesión de Albacar le ha devuelto a la banda izquierda, el puesto en el que Míchel le dio la alternativa en el primer equipo.

Pero más allá de posiciones en el campo, de goles importantes o balones al palo, Coke se ha convertido en una de las pocas referencias de la franja roja en el vestuario del Rayo Vallecano. Es lo que tiene ser de la casa, haber llorado desconsolado en Eibar y haber vestido esa camiseta en Segunda División B. Situaciones y experiencias que otros no vieron ni de lejos, aunque esa es otra historia.

Esperemos que esos tipos raros con traje, gafas de sol y libreta en mano que poblan la grada de Vallecas cada fin de semana sigan igual de ciegos, porque en una de estas se van a dar cuenta de hasta dónde puede llegar el 23 del Rayo Vallecano.

<