Principal > General > Maleficio Roto

Maleficio Roto

Refrito de www.rayovallecano.es

Costó romperlo pero ya está hecho. El maleficio de no ganar en las Islas Canarias pasó a la historia en Lanzarote en un partido en el que sólo valía ganar,y al final se consiguió. Pero no fue fácil.

En el arranque el Rayo salió decidido a mandar y los numeros así lo atestiguaron. Cuatro saques de esquina y posesión absuluta a la par de una ocasión clarísima de Ricardo que remató con la rodilla y que salvó el meta local in extremis con la ayuda de su zaga cuando el tanto casi se cantaba.

Corría el minuto 8 y el ritmo lo marcaban los de Míchel en una primera mitad que poco a poco fue perdiendo gas.El partido iba de más a menos y el Lanzarote no hacía casi nada para reinvertirlo. Sólo destacar en su haber un tiro de Lanza sacado con la cara por Rodri, que tuvo que jugar vendado hasta el final.

Tras la reanudación y en lo que los protagonistas se ubicaban, un balón cruzado pillaba por sorpresa a la defensa del Rayo para que Meca marcara de vaselina en posible fuera de juego el primero.Era el segundo 25 y tocaba sacar todo lo que tiene el equipo de nuevo. Y vaya si lo hizo. Geni de cabeza, Coke a quemarropa y Armentano en el área chica tuvieron tres ocasiones en tan sólo cuatro minutos, pero el guardameta Iván acertó a despejarlas todas de manera a cual más complicada.

El Rayo siguió raseando como no lo había hecho antes y fruto de la calidad llegó el empate. Miguel Albiol cogía un balón en la frontal y lo clavaba en la misma escuadra de la portería local quizá en el mejor momento posible, y cuando más falta hacía.

La rabia de la celebración dio paso a la segunda escena de un choque que decidió el Rayo por calidad. Nacida de la fe de Andújar en una bola imposible de recuperar, pasaba desde la derecha a Armentano que de pase magistral habilitaba sin mirar al Niño, que con sangre fría templaba lo que finalmente cruzó ante la salida del meta. Celebrado como lo que supuso finalmente junto a la afición desplazada desde Madrid, el Rayo apretó desde ahí sus líneas y esperó el final tan sólo con el sobresalto de un tiro de Meca en el 70 a la cepa de la portería de Alberto.

Tras cinco que fueron siete de prolongación, jugadores y aficionados celebraron ahora sí como pocas veces en el campeonato la consecución de tres puntos vitales y la eliminación de una racha de sequía en Canarias, donde hoy falleció el maleficio.

<